Tras la polémica, Patricia Bullrich explicó por qué un grupo de policías la saludó durante la presentación de su libro

POLÍTICA Por Agencia de Noticias del Interior
La ex ministra de Seguridad relató el episodio vivido en Villa Gesell, responsabilizó a su equipo de comunicación por la viralización del video y apuntó contra el Gobierno de Axel Kicillof: “Estos son soviéticos ortodoxos duros, no van a soportar que me vengan a saludar los oficiales”
YUR4UPJOZ5CWZJISMGHKU5G7VQ

La ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, habló sobre el episodio que vivió el jueves pasado cuando un grupo de seis oficiales de la Policía Bonaerense la saludaron tras la presentación de su libro en Villa Gesell y que generó revuelo en el Gobierno de Axel Kicillof.

A lo largo de la última semana la presidenta del PRO recorrió la Costa Atlántica en el marco de la exposición de “Guerra sin cuartel: terminar con la inseguridad en Argentina”, libro en el que detalla sus cuatro años al frente de la cartera de Seguridad.

Esta actividad que realiza a modo de campaña la llevó a Villa Gesell, donde realizó la presentación de su publicación ante militantes en un local gastronómico. Lo particular de esa jornada es que uniformados de la fuerza provincial se acercaron hasta el bar para presenciar el evento y saludaron con sumo respeto a la ex funcionaria de Mauricio Macri. El hecho quedó registrado en un video que la propia Patricia Bullrich subió a sus redes sociales pero que borró de inmediato.

El video se viralizó rápidamente y provocó que la ministra de Gobierno bonaerense, María Teresa García, anunciara que los policías involucrados habían sido desplazados. Luego eliminó el tuit y a las pocas horas, el ministro de Seguridad de Kicillof, Sergio Berni desmintió los dichos de su compañera de gobierno.

Este martes, Bullrich explicó lo sucedido y lamentó la viralización del video que expuso a los policías. En diálogo con TN, la referente del PRO relató que aquella tarde “había un clima de mucha alegría y participación”. En ese marco, “el jefe de este escuadrón pide permiso para entrar a saludar y la gente los aplaudió”.

“Eran 200 personas con lo cual era evidente que alguien lo iba a filmar”, justificó pero acto siguiente responsabilizó a una persona de su equipo de comunicación. “A la chica que trabaja conmigo en redes le dije ‘no hiciste nada con el video, ¿no?’, responde ‘no, no hice nada’ y a los dos minutos viene y me dice ‘lo subí'”. “Bajalo que los van a matar”, contó Bullrich que la retó. “Estos son soviéticos ortodoxos duros, no van a soportar que me vengan a saludar (los policías)”, cargó contra el gobierno kirchnerista. “Pero era tarde, un video subido a los dos segundos se viraliza, no por mi sino por los demás porque yo lo borré con la idea de protección” de los oficiales, se excusó.

Luego contó que se enteró del tuit de Teresa García, y se preguntó: “¿Con qué razón los van a echar?” “En nuestro gobierno nos ganamos el respeto por una política de seguridad antinarcotráfico, por defender la vida de los policías y por defenderlos cuando actuaban en cumplimiento de su deber o en legítima defensa”, declaró.

En ese sentido, aprovechó para reivindicar su gestión en la que las fuerzas de seguridad comprendieron que “si hacían las cosas como se tienen que hacer iban a ser defendidos”.

“Cada vez que voy a cualquier lugar los policías de todo el país reconocen que los humanizamos y los defendimos en su tarea”, enfatizó y refiriéndose puntualmente sobre el episodio en Villa Gesell sostuvo: “Ese saludo no se compra”.

La ex ministra agregó que no quiere hablar porque no quiere “perjudicar” a los policías y a sus familias. “No los echaron pero tienen abierto un expediente administrativo, no vaya a ser que en seis meses los den de baja o no les den un asenso”, advirtió.

“La policía es de los argentinos, no de un gobierno. Responde a la ley”, elevó el tono de sus críticas hacia el kirchnerismo al remarcar que el oficialismo tiene “una concepción muy autoritaria y discrecional”.

La explicación de los policías involucrados

Tras la polémica que se desató en redes y en el seno del gobierno bonaerense, los 6 los uniformados del Grupo de Prevención Motorizado (GPM) y la Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas (UTOI) involucrados explicaron cuál era su función en el lugar y denunciaron el “uso político de lo sucedido.

El sargento López contó que fueron enviados a ese lugar por sus superiores cuando supieron que la ex ministra se haría presente. Ellos se quedaron frente al lugar de la presentación del libro, pero “momentos después escuchamos agravios verbales muy fuertes”. Decidieron entrar porque consideraron que “había un incidente o había ingresado alguien que podría llegar a ocasionar un problema”.

“Cuando me estoy encontrando con la situación de que estaba todo como armado, se dieron vuelta tanto la gente como las cámaras, empezaron aplaudirnos y ante tal situación procedimos a hacer lo correcto, como fuimos entrenados dentro de la institución policial: se la saludó protocolarmente cómo corresponde por la investidura que ejerció en su momento“, afirmó.

El uniformado relató que una vez que finalizó la situación, luego de comprobar que no había ningún incidente, procedieron a retirarse. Y aclaró: “Nunca pensamos que podía llegar a suceder todo lo que está sucediendo en este momento. Somos una institución entrenada para combatir el delito, no para ser usados como una herramienta política”.

Con información de www.infobae.com

Te puede interesar