El último acuerdo de Elena Highton en la Corte Suprema: mayorías cambiantes y la actuación del primer conjuez

JUDICIALES 29 de octubre de 2021 Por Fabio FERRER
IDO4UA2CZNFPTBG73HRA2U3RVI

Tras la salida de Elena Highton, que se hará operativa desde este lunes 1ro. de noviembre, comienza a trabajar la Corte Suprema de Justicia de la Nación de cuatro integrantes. Tal como lo había anticipado Infobae, desde el próximo jueves 4 los acuerdos volverán a ser presenciales. Esta decisión quedó formalizada a través de la Acordada 25/2021.

En el último encuentro de octubre se firmaron 558 expedientes para un total de 331 fallos. Highton firmó 314 expedientes, Maqueda 283, Lorenzetti 271, Rosatti 231 y Rosenkrantz 221.


Del acuerdo de este jueves -que cuenta con las firmas Highton- pueden desprenderse algunas conclusiones que vale la pena señalar. En primer lugar, se confirma una tendencia que ya había señalado Infobae y es que las mayorías siguen siendo móviles. En los fallos de este jueves hay votos propios, concurrentes y una mayoría judicial que no termina de perfilarse.

Un ejemplo para mostrar que no hay una mayoría definida en la Corte al momento de dictar los fallos es lo que se votó este jueves en el caso del ex intendente de Córdoba, Germán Kamerath. El ex jefe comunal fue condenado a 3 años y 6 meses de prisión por los delitos de negociaciones incompatibles con la función pública cuando estuvo al frente de la municipalidad de la capital de la provincia mediterránea entre 1999 y 2003. La defensa del ex intendente cordobés impugnó la sentencia alegando que se había vulnerado la garantía de ser juzgado en un plazo razonable ya que el proceso duró más de 15 años. En la queja planteada por Kamerath los ministros Lorenzetti, Rosatti y Highton rechazaron el recurso en los términos del artículo 280 del Código Procesal Civil y Comercial que establece que el tribunal puede rechazarlo “según su sana discreción” sin dar ningún fundamento o explicación. En este expediente votaron en disidencia Maqueda y Rosenkrantz quienes, cada uno por su voto, entendieron que el Superior Tribunal de Justicia de la provincia de Córdoba no había dado debida respuesta a los planteos de la defensa con relación a la violación de la garantía de plazo razonable.


En cuatro recursos resueltos este jueves en el marco de la causa Odebrecht por el soterramiento del ferrocarril Sarmiento se excusó Maqueda y no votó Rosenkrantz. Y en otros dos recursos, uno en una causa por la compra de equipos para la Universidad de San Martín y otro en un expediente por irregularidades en la ejecución de planes de construcción de viviendas suscriptos entre el Ministerio de Planificación -a cargo de Julio De Vido- y municipios no firmaron ni Rosatti ni Rosenkrantz. O sea, no hay una mayoría estable sino que se conforma de acuerdo al caso a resolver.

En segundo término, el ministro Carlos Rosenkrantz anunció en el expediente AMX -que tramita en la secretaría de impuestos- que transcurrido el plazo de cinco años “que se había autoimpuesto” para excusarse por razones de decoro y delicadeza en el centenar de casos en los que fue abogado de las partes era momento de dejar de hacerlo. De esta manera levantó su excusación y suscribió el voto de la mayoría junto con Ricardo Lorenzetti, Horacio Rosatti y Elena Highton. En cambio, no firmó el expediente de AMX Argentina -compañía de telefonía celular que opera con el nombre comercial “Claro”- con la Municipalidad de General Güemes por estar excusado ya que la empresa había sido uno de sus clientes. También se excusó en la causa Cámara Argentina de Especialidades Medicinales por la vinculación con el estudio Marval O’Farrell Mairal donde trabaja su hija Julia. Lo que aún persiste es la incógnita sobre el temperamento que adoptará el juez en las causas de más alto voltaje. Entre las partes litigantes en los más de 100 expedientes en los que Rosenkrantz se excusó y ahora comenzaría a intervenir hay tabacaleras, automotrices, laboratorios, compañías aéreas y las provincias de Corrientes, San Luis y Santa Fe, entre otras.

Por último otro dato para destacar que surge del acuerdo de este jueves es que el presidente de la Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal, Jorge Morán fue elegido para intervenir como conjuez en la causa AMX, en el capítulo ambiental. Un antecedente reciente de esta modalidad prevista para integrar el tribunal cuando alguno de los ministros no participa el caso Farmacity cuando fue designado conjuez el camarista Martín Irurzún.

Es probable que este sea un modelo de trabajo que llegó para quedarse en una Corte intrincada de cuatro integrantes. Quizás estemos asistiendo al nacimiento de una nueva modalidad que adoptará el Máximo Tribunal para tomar sus decisiones ¿Será éste el inicio de la era de una especie de “Doctrina de las mayorías móviles de la Corte”? Sólo el inexorable transcurso del tiempo brindará la respuesta.

Fuente: Infobae

Te puede interesar