Turquía retiene un buque ruso con 4.500 toneladas de trigo presuntamente robado de Ucrania

INTERNACIONALES 05 de julio de 2022 Por Andrés MOURENZA
5KACEN4SVYVA64BLL73RSXKT5M

Las aduanas de Turquía retuvieron este fin de semana el buque de bandera rusa Zhibek Zholy, anclado en aguas cercanas al puerto de Karasu, en la costa turca del mar Negro. Agentes turcos están investigando la procedencia de la carga que portaba a petición de la Fiscalía General de Ucrania, que ha reclamado su incautación por considerar que se trata de trigo robado en Ucrania y por proceder del puerto ucranio de Berdiansk, bajo ocupación de Rusia.

El embajador de Ucrania en Ankara, Vasili Bodnar, ha confirmado este lunes a EL PAÍS que la investigación sobre el barco está en marcha, aunque las autoridades turcas todavía no han informado del resultado. Una fuente gubernamental turca ha señalado a la agencia Reuters que “las acusaciones están siendo investigadas minuciosamente” y que las autoridades del país se mantienen en contacto con Rusia, la ONU y terceras partes.

La semana pasada, Yevgeni Balitski, un cargo de la administración de ocupación instalada por Rusia en la región ucrania de Zaporiyia, informó de que, tras el parón de actividad por la guerra, “el primer buque de carga” había salido del puerto ucranio de Berdiansk cargado de trigo con destino a “países amigos”, según declaraciones recogidas por la agencia rusa TASS.

La Fiscalía General de Ucrania identificó el buque como el Zhibek Zholy, de algo más de 7.000 toneladas métricas de capacidad, y cursó una solicitud a las autoridades turcas para que detuviesen el carguero. Fuentes ucranias estiman en 4.500 las toneladas el trigo que habría cargado en el puerto de Berdiansk y que, según la cadena turca Haber Global, debía ser descargado en el puerto turco de Karasu para su posterior transporte en camiones hasta Konya y otras provincias de Anatolia Central, donde hay un gran número de industrias harineras. Los medios turcos aseguran que el Zhibek Zholy no recibió el permiso pertinente de entrada al puerto de Karasu, por lo que ancló a un kilómetro de la costa, donde aún permanece.

 

Primera vez

No es el primer buque que transporta a puertos turcos cereales y otros productos agrícolas presuntamente robados en Ucrania. La Embajada ucrania en el país calcula que en torno a un cuarto de las más de 400.000 toneladas de grano robadas por Rusia en Ucrania han terminado en territorio turco. Pero es la primera vez que las autoridades turcas acceden a las peticiones de Kiev de inmovilizar uno de estos buques.

“El caso del Zhibek Zholy es muy particular, porque es la primera vez que viene con documentos de territorio ocupado a un puerto turco, lo cual ha creado una oportunidad única para pararlo y pedir a Turquía que detenga el barco y confisque la carga”, ha asegurado Bodnar. Los anteriores barcos con cereal presuntamente robado, en cambio, llegaban a Turquía con documentos en los que se mostraba que la carga era de procedencia rusa, con lo que las aduanas turcas siempre han autorizado su descarga.

El embajador ucranio considera que el caso es un intento “manifiestamente ilegal” por parte de Rusia de usar los puertos ocupados y sentar un precedente. “Ese puerto ucranio está oficialmente cerrado y, según la legislación ucrania, es ilegal utilizarlo. Nuestra información indica, además, que se forzó a la compañía a cargar este grano robado. Así que cogieron este trigo ilegalmente, lo cargaron ilegalmente y lo transportaron ilegalmente”, ha afirmado Bodnar. Ankara reconoce la integridad territorial de Ucrania (incluida la península de Crimea, ocupada por Rusia en 2014) y su normativa impide a los puertos turcos aceptar carga procedente de territorios ocupados.

El Zhibek Zholy es propiedad de una empresa kazaja, KTZ, según confirmó la propia compañía a Reuters, si bien lo tiene alquilado a la rusa Green Line. La empresa kazaja mantiene conversaciones con las partes para aclarar el asunto y si se ha incurrido en una violación de las sanciones internacionales.

Fuente: El País

Te puede interesar