Leonardo Peiti confesó que le pagó coimas a Alcides Calvo, Armando Traferri, Lisandro Enrico y Hugo Rasetto

POLÍTICA 03 de diciembre de 2021 Por Agencia de Noticias del Interior
FPLFTKHSSJDENIDR53NGHXLOQY

Los senadores Armando Traferri (PJ-departamento San Lorenzo), Lisandro Enrico (UCR-General López), Hugo Rasetto (UCR-Iriondo) y Alcides Calvo (PJ-Castellanos) fueron mencionados por el capitalista del juego clandestino Leonardo Peiti —condenado a tres años de prisión por asociación ilícita— como destinatarios del pago de coimas que tendrían como fin obtener protección para las redes de juego ilegal dirigidas por el propio Peiti.
 
El pasado 13 de septiembre, el "arrepentido" Leonardo Peiti declaró en el marco de la causa en la que hoy fue condenado como jefe de una asociación ilícita dedicada al juego clandestino en la provincia de Santa Fe. La investigación tomó relevancia no solo porque se trata de una organización criminal de envergadura, sino porque los integrantes de esa red tienen estrechos vínculos con el poder político y judicial santafesino. La declaración de Peiti tomó estado público este jueves luego de que el juez Rafael Coria homologara el juicio abreviado y aceptara la declaración de Peiti como “arrepentido”. En ese proceso, fue condenado a tres años de prisión y le impusieron una multa de 42 millones de pesos.

En aquella testimonial realizada en septiembre y divulgada este jueves, el capitalista de los juegos de azar declaró ante la jueza Eleonora Verón, los abogados defensores Ángelo y Lucio Rossini y los fiscales del MPA de Rosario, Luis Schiappa Pietra y Matías Edery; de Melincué, Matías Merlo y de Rafaela, Gabriela Lema y Guillermo Loyola.

 En su declaración, Peiti reveló los vínculos con la justicia y la política: confirmó el pago de coimas a senadores y asesores con el objetivo de habilitar su llegada como empresario del juego a la provincia de Santa Fe. Según se desprende de su declaración, las coimas se pagaron para evitar complicaciones con la Justicia por el desarrollo ilegal o sin autorización del juego en determinados departamentos de la provincia. Así, Peiti implicó al senador Armando Traferri, a Lisandro Enrico, a Hugo Rasetto y a Alcides Calvo.

 “La relación con el senador Traferri comienza con la intención de llegar a la provincia para poder hacer un convenio. En Misiones yo tenía las licencias para poder ejercer ahí el desarrollo del juego on line y abastezco a la agencia de quinielas con unas máquinas que se llaman VLT”, precisó el capitalista y agrego: “La finalidad era poder lograr un convenio con la lotería de Santa Fe”.

El rol de Paulichenco
En esa línea, y según el relato del empresario, hubo contactos fluidos con (Ricardo) Paulichenco, un ex funcionario de la Cámara de Senadores de la provincia que falleció a fines de 2019. “Me dijo que era secretario del Senado y que tenía mucha vinculación, lo cual me podía ser útil para llegar a abastecer las herramientas necesarias a la provincia para poder desarrollarse una mejor recaudación, generar un proyecto de seguridad, etc”, sostuvo.

 Según Peiti, Paulichenco fue quien hizo en nexo con el senador Armando Traferri. “Me lo presentó a Traferri por teléfono y empecé a tener relación con él, le mostré la idea, le presenté el proyecto y de ahí empezamos a tener a través de los años infinidad de encuentros para ver cómo hacíamos para conseguir las herramientas legales para poder concretar el convenio con la provincia”.

 “A Paulichenco le daba dinero. El hombre tenía algo de veracidad en lo que decía, pero a través del tiempo me fui dando cuenta de que lo que hacía era venderme humo y yo compraba”, aseguró el capitalista del juego y precisó que entregaba “un promedio de cuatro o cinco mil dólares por mes”.

En esa dirección, Peiti reveló detalles de cómo funcionaban las conexiones. “Él (Paulichenco) se encargaba de tocar algunos actores y de generar algunas reuniones con algunos sectores en localidades que a veces había rumores que había alguna clase de juego de máquina. Él se comprometía a hablar con los representantes de cada zona como para poder solucionar esos problemas”, manifestó.

El acuerdo con Rasetto
Luego, Peiti también sumó al senador Hugo Rasetto. “Una vez generó una reunión en la casa de Traferri con Rasetto. La traba que había para trabajar en el departamento era Rasetto. Entonces al tener la reunión con él se llegó a un acuerdo y él dijo 'está bien, pueden jugar' y nos autorizó”. Al hacer referencia al acuerdo, el empresario "arrepentido" precisó que se trataba de dinero “para que el tipo pueda dejarme trabajar, nada más. Recuerdo que estábamos hablando de algo de 40 o 50 mil dólares que le di a Rasetto”.

Declaraciones sobre Enrico
Peiti también incluyó al senador Lisandro Enrico. “Después también usamos con Paulichenco una metodología similar con el senador Enrico, el cual Rasetto se comprometió a hablarlo y después Paulichenco. Yo le dejé el dinero y cumplió con el rito para poder dejar de tener también una persecución en el departamento de General López ”, resaltó.

 En su declaración ante la jueza Verón, el pasado 13 de septiembre, Peiti explicó que, tras fracasar sus gestiones ante el entonces gobernador Miguel Lifschitz, implementó otra estrategia con el senador Traferri. El objetivo era lograr una ley de la Legislatura que habilite el juego on line. “Ante la negativa y ninguna respuesta, empecé a hacer gestiones con el senador Armando Traferri para ver si él podía sacar algo a través de la Legislatura”, dijo.

 Tras conocerse el contenido de la declaración del empresario, el senador Enrico se manifestó mediante sus redes sociales. "Los dichos de este personaje tienen que investigarse a fondo. Vuelvo a poner mis fueros a disposición de la justicia y que se llegue a la verdad", expresó. Al respecto, vale recordar que el legislador ya había estado en el centro de la escena cuando trascendió que había sido mencionado por Peiti en la declaración ante la jueza Verón.

De Lifschitz a Perotti
El empresario sostuvo que Traferri le había advertido que la única posibilidad de lograr la habilitación del juego on line “era que cambie el signo político” en Santa Fe. “Entonces empecé a ayudarlo. Quiero dejar en claro que él (Traferri) nunca me pidió una moneda. El tema es que este tipo de negocios lamentablemente van de la mano con la política, requieren de conexiones políticas. Si no tenés conexiones, olvidate de obtener algún tipo de habilitación. Es un rubro muy difícil”.

 “Desde que tuve la negativa del Socialismo y sabía que no iba a prosperar lo que nosotros queríamos, yo fui ayudándolo para la campaña. Él (Traferri) dijo que tenía todo armado con Perotti, para poder apoyarlo y que gane Perotti. Entonces yo lo fui ayudando, colaborando y habré puesto para la campaña algo más de 200.000 dólares. Lo di en varias entregas. Quiero dejar claro que él nunca me 'dijo tenés que dar tanto', yo lo fui ayudando”, destacó Leonardo Peiti.

Sobre la modalidad de la entrega de dinero a Traferri, el capitalista condenado este jueves reveló: “Yo le daba la plata y él se la iba llevando, así de clarito. Después si ganaba Perotti, íbamos a concretar el convenio e íbamos a tener todos supuestamente un final feliz”.

 Sin embargo, ese acuerdo no fue tal, ya que el gobernador Perotti adjudicó las licencias de juego on line a otro grupo, relacionados con los casinos que funcionan en Santa Fe, Rosario y Melincué.

Aporte para la campaña de Calvo
Más adelante, el empresario dio a conocer las cifras de dinero que maneja el juego en la provincia y, en base a ello, cómo se calculaban los “aportes” para la política. “Yo tenía una proyección hecha de que, por ejemplo, una máquina generaba 125 o 150 mil pesos mensuales como ganancia y calculaba que se podían poner 10 mil máquinas en la provincia, porque hay 2500 agencias. O sea que, en bruto, se recaudaban 1.200 millones de pesos mensuales. Yo decía el 50% se saque para la seguridad y el otro 50% que se repartan la Lotería y la política. Era un negocio multimillonario y yo creo que se hubieran podido solucionar muchos problemas”.

Y agregó: “Es un 20% o un 30 % el que podía destinarse para la política, así la política decide qué hacer con ese dinero”.

 Por otro lado, Peiti se refirió a los supuestos aportes para la campaña del senador Alcides Calvo. “Fue seis meses antes de que gane Perotti”, sostuvo. Por último, el empresario condenado advirtió: “Acá lo único que han desarticulado... el pato de la boda soy yo. El negocio va a estar toda la vida, solo va cambiando de dueños”.

Fuente: Aire de Santa Fe

Te puede interesar