google.com, pub-4701688879962596, DIRECT, f08c47fec0942fa0

Un argentino fue a visitar al Tata Martino en Inter Miami y terminó en una “cita a ciegas” con Lionel Messi

DEPORTES 16 de septiembre de 2023 Por Agencia de Noticias del Interior
6GUV47H6F5BX5M5IDXB2WKU5Y4

“Nunca imaginé esto. Yo fui a Inter Miami a otra cosa, pero apareció él y no sé, fue como magia...”. Javier Klimowickz habla con TN y aunque ya pasaron horas de su encuentro fortuito con Lionel Messi, aún no asumió que lo que pasó, LE pasó... “¿Se nota la emoción? ¡Es que es así!”, dice ante la consulta de la exaltación que todavía lo invade.

Historia de un encuentro no planeado con Lionel Messi
Javier Klimowicz, el protagonista de esta historia, es un exfutbolista argentino nacionalizado ecuatoriano que hoy se desempeña como comentarista en la radio más ecuchada de Ecuador. Allá por finales de los 90, en sus inicios como futbolista profesional, estaba en Instituto de Córdoba, donde debutó y luego ascendió a Primera y donde fue dirigido por el Tata Martino, con quien forjó una relación de respeto y afecto.

Así fue que, para perfecccionarse en su nuevo rol en los medios, llamó al Tata para acordar visitarlo en Inter Miami y pedirle algunos consejos, pero lo hizo bajo la premisa de encontrarse en la Fecha FIFA, cuando Lionel Messi no estuviera en el club, para evitar todo el proceso protocolar que hay que hacer para entrar al club desde la llegada del rosarino, sobre todo en materia de seguridad.


“Yo quería hablar con el Tata Martino. La idea era ir cuando no estuviera Messi porque sabía que iba a ser un problema entrar por la seguridad y esas cosas, por eso quise ir en Fecha FIFA”, expresó Javier Klimowickz a TN.

“Pero se dio así. Estaba Messi y fue increíble”
Martino aceptó gustoso el encuentro con su exdirigido, y lo citó en un momento que a Javier Klimowickz le dejaría una de las mejores anécdotas de su vida. “El Tata me dijo ‘nos vemos el jueves y yo ahí ya imaginé que podía estar Messi porque él ya estaba volando de regreso desde Bolivia, donde estuvo con la Selección argentina’, aunque no sabía si efectivamente ya estaría en el club, pero se dio y fue increíble porque tiene una humildad que no se puede creer. Como lo ves, es”.

Una aparición mágica
“Cuando llegamos al club ya nos avisaron que Messi estaba en el predio. Ahora la seguridad es especial, todo cambió. Yo ya había estado antes en el club y podías entrar mucho más fácil a ver los entrenamientos, pero ahora es distinto, está todo más organizado, más controlado, y nos mandaron a una especie de terraza muy linda que hay, desde donde se puede ver a los jugadores. En un momento fueron saliendo todos, estaban Dixon Arroyo y Leonardo Campana, que nosotros lo conocemos, son de Ecuador, y ya cuando todo había arrancado salió Messi a trotar y fue increíble”.

“Cuando él apareció se generó algo inexplicable. Es como que sale una vibra positiva, no sé como describir lo que se siente cuando está. ¡Y solo estaba corriendo!”, contó un Klimovickz emocionado por lo vivido.

El encuentro con Lionel Messi
Javier, que jugaba como aquero y es hermano de Diego Klimowickz, recordado exdelantero de Lanús, llegó finalmente al encuentro con el 10: “Cuando terminó el entrenamiento, bajamos. Ya habíamos hablado con el Tata y con Jorge Theiler, nos habían venido a saludar, y estábamos cerca del gimnasio del club cuando vimos que Messi estaba ahí elongando. Nosotros no queríamos molestarlo, pero él vino y no lo podíamos creer. Nos sacamos fotos y yo tenía algunas camisetas de la Selección pero no quise pedirle que me las firme porque lo que quería era que la cara le cambie, no queria que se fastidie. Por supuesto que no pude evitar pedirle que me firme el brazo y hay una foto en la que él se ríe y es cuando yo le digo ‘no, no, no. Saquémonos una foto haciendo como que me estás firmando porque si no la gente no me va a creer que me firmaste vos’, y él ahí se empezó a reír y esa imagen me la guardo para siempre... ¡como el tatuaje!”.

Javier Klimowickz, ídolo en Emelec de Ecuador, vivió un momento impensado a sus 46 años. “Agradecido primero con el Tata Martino, que es un fenómeno, lo quiero mucho y tuve una charla de fútbol impresionante con él. Y bueno, después por todo lo que siguió. Esto no lo habíamos imaginado y se dio”.

Fuente. TN

   

Te puede interesar

google.com, pub-4701688879962596, DIRECT, f08c47fec0942fa0