Perotti fue en busca de dólares y abrió la puerta de la arbitrariedad

POLÍTICA 17 de julio de 2022 Por Agencia de Noticias del Interior
dnmdbN1L?format=jpg&name=small

El corazón industrial santafesino está inquieto. El gobernador Omar Perotti, también. La incertidumbre sobre el acceso a dólares para importar insumos y poder producir puso en estado de alerta a varios empresarios y también a los planes del gobernador. Hay una fecha y promesas, pero reina la incertidumbre. “En un mes mejora todo cuando se deje de importar gasoil”, palabras más palabras menos, sostuvo el ministro de Producción, Daniel Scioli, esta semana en la reunión con el gobernador santafesino. En otras palabras, se hace carne el viejo teorema de "pasar el invierno". No es nueva la frase, al contrario, es a la que le reza el equipo económico y, sobre todo, Miguel Pesce, titular del Banco Central, quien acumula pedidos para que abra la caja, famélica, de dólares, que en un mal movimiento podría pasar a ser la de Pandora.

Esa inquietud del sector y de la dirigencia pasó a las acciones durante la última semana en donde la brecha y las restricciones cambiarias fueron noticia. La pregunta no pasa por si alcanzan los dólares del Central para todos, está claro que no; la cuestión es la sobrevivencia de cada empresa para poder ser privilegiados. Si la frazada es corta, mejor apurarse, repiten en Santa Fe, de enorme matriz productiva. Por eso hay dos tipos de pedidos, los generales por sector y las particulares por la situación de alguna empresa puntual. 

Hay reuniones oficiales con fotos incluidas, pero abunda la rosca informal con empresarios y operadores. Hay negociaciones con la mesa chica del Central, y hasta con el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), que dirige el industrialista José De Mendiguren, para que prefinancie exportaciones. Entre las fotos oficiales se destaca la del gobernador con el ministro Scioli y el secretario de Industrias Pymes, Guillermo Merediz, clave en la coyuntura actual. Sobre todo porque Perotti insistió en que se garanticen los dólares para que puedan importar, principalmente, esas firmas. De paso se trajo líneas de financiamiento por $2.500 millones para ese tipo de empresas; eso fue lo que más se destacó oficialmente. El gobernador puso en la lista a empresas de alimentos, salud y algunas estratégicas. ¿Cuáles ingresan en esta última categoría? Por ahora los actores no lo saben, y piensan que puede quedar liberado a la arbitrariedad más que a la necesidad. 

Fuente: Letra P, sobre una nota de Facundo BORREGO

Te puede interesar